MAURICE LACROIX PONTOS S DIVER, CREPAS CAYMAN Y MAGRETTE MPP STEEL. COMPARATIVA.



¡¡Bienvenidos al 2018!! Estrenamos el año en Tiempo Dinámico y lo vamos a hacer con un tipo de post que hasta la fecha no habíamos tenido la oportunidad de desarrollar. Las comparativas son entradas que exigen bastante trabajo tanto de edición fotográfica como de redacción.

Pero esas no han sido las principales razones para que en cinco años de trayectoria no hayamos pisado este terreno. Quizás la razón fundamental es que estos post llevan asociado un importante componente subjetivo y, ante todo, comparan directamente firmas entre sí. Con ello quiero hacer constar, ya desde el inicio, que lo que vais a leer en esta larga entrada son básicamente impresiones personales que no necesariamente han de coincidir con la opinión de cualquier otro aficionado.






Los tres modelos a examen son el Maurice Lacroix Pontos S Diver, el Crepas Cayman 3000 metros y el Magrette Moana Pacific Professional Steel. Tres divers que no militan en la misma categoría (dos pertenecientes a microfirmas y uno al segmento medio-alto "swiss made"), que no tienen las mismas características ni concepto pero sí determinados elementos comunes. 

Vayamos por partes. Magrette y Crepas, como representantes de las micros, innegablemente ofrecen en estos dos modelos concretos un alto estándard en cuanto a calidad de acabados, en mi opinión por encima de la media dentro de su segmento. El Maurice Lacroix, por su parte, ha recibido excelentes críticas por la prensa especializada y se le considera como uno de los divers más interesante en el segmento medio. Los tres vienen animados por calibres de origen suizo suministrados por terceras compañías: STP1-11 (Magrette), ETASA 2824-2 Top (Crepas) y Sellita SW200 (ML).





¿Objetivo de la comparativa? Determinar "cuanto de cerca" se encuentran los productos de micromarcas respecto a una tercera firma ubicada por precio y acabados dentro del segmento medio (como mínimo). ¿Es una comparativa desequilibrada? Para responder a esta pregunta y seleccionar los modelos únicamente tuve en cuenta mis impresiones sobre muñeca... Efectivamente, es la primera decisión subjetiva y lleva implícita la consideración de que los tres relojes sean, hasta cierto punto, comparables.

¿Cómo realizaremos la evaluación? Un modo válido será asignar un valor numérico para cada apartado a analizar. Serán tres puntos para el de mejor comportamiento, dos para el que ofrezca un rendimiento intermedio y un sólo punto para el más débil en cada uno de los aspectos que analicemos... Comencemos.


1- Dial y bisel.

El Magrette MPP Steel ofrece el dial más deportivo de los tres modelos. Numerales arábicos principales de doble dígito estilo Anónimo, ya clásicos en la firma kiwi, un curioso (aunque no demasiado útil) anillo externo con tres segmentos de arco que muestran las inscripciones de 15, 30 y 35 minutos y 500 metros WR, una ventana de fechador a las 4:30 con datario en el mismo color de la esfera y unas grafías de alta calidad (especialmente el nombre del modelo en cursiva). El elemento más flojo es el juego de agujas, muy sencillo en su diseño (el reloj quizás hubiera admitido algo más contundente, aunque es cierto que también sigue el concepto y líneas utilizados en los Panerai Luminor...).

El bisel es uno de los elementos más cuidados del reloj. Acabado acero, con cepillado perfecto y con los marcadores impregnados de luminova. Su grip, pulido, está perfectamente trabajado.





El ML Pontos S Diver es el que ofrece el dial más clásico de los tres contendientes. La disposición de los marcadores horarios y los generosos marcadores de minutos recuerda a ciertos divers de época. La esfera es de color negro con un acabado mate y una superficie de granulado casi imperceptible. Las inscripciones, por el contrario, presentan unas grafías bastante más actuales. Fechador a las 6, muy bien integrado en el conjunto de la esfera, aunque con la rueda del datario en distinto color.

El bisel interno coincide milimétricamente, en sus marcadores, con los de la esfera y entre ambos elementos se disponen unos muy pequeños puntos rojos que, junto a la aguja minutera y la punta de la segundera en el mismo tono, aportan un toque de color discreto y elegante al conjunto. El juego de agujas, bifacetadas, de tamaño intermedio, creo que se adapta estéticamente bien al resto de la esfera y al aspecto general del reloj.





El dial del Crepas Cayman 3000m se caracteriza por su color negro efecto glossy, cuya principal virtud es dotar de una profundidad muy llamativa a la esfera. Los cuatro marcadores principales están aplicados y los secundarios, impresos sobre el dial. Las grafías son algo más numerosas que en los otros dos relojes, aunque no sobrecargan el conjunto. Carece de fechador, lo cual redunda en la simetría general de la esfera.

El juego de agujas es uno de los mejores que yo haya visto en un diver. De tipo espada, mantienen un aspecto clásico pero al tiempo son tan contundentes como el resto del reloj, y sus acabados son excelentes, con ambas principales pulidas y bifacetadas y con una amplia superficie para el lumen.

El bisel, con insert zafiro, numerales 15-30-45 y triángulo a las 12 es de una limpieza sobresaliente y constituye uno de los elementos que más contribuye al refinado aspecto del Cayman (de hecho, el reloj es quizás, en conjunto, el diver extremo más elegante de los últimos años).





Se puede decir que la legibilidad de la esfera en los tres relojes es irreprochable. La del Magrette es la más deportiva, aporta unos originales marcadores arábicos de doble dígito pero se ve penalizada por un juego de agujas mejorable y la ventana del fechador a las 4:30, que altera su simetría. Su bisel acero con marcadores dotados de luminova es un trabajo realmente fino.

La esfera del Cayman es hipnótica, por su efecto glossy y la sensación de profundidad que ofrece. Es la más simétrica de las tres y se acompaña de un juego de agujas espectacular y un bisel que, sin duda, es el más elegante de la comparativa.

El dial del ML Pontos S Diver destila calidad, con sus marcadores aplicados pulidos y el carril de minutería que se encuentran perfectamente alineados con el bisel interno, muy bien conjuntado con el resto de la esfera. El juego de agujas es adecuado y aunque el fechador presenta un disco en diferente color, se encuentra muy bien integrado.

Tres buenos conjuntos de dial/bisel. En mi opinión, el más logrado, por simetría, combinación del efecto glossy de la esfera con el zafiro del bisel y espectacular juego de agujas es el del Cayman. Le seguirían el ML Pontos S Diver y Magrette, por ese orden. Por tanto, tres puntos Cayman, dos puntos ML, 1 punto Magrette (penalizado por asimetría a causa de la ventana del fechador y juego de agujas mejorable).


2- Calibre.

Uno de los atractivos de la comparativa era enfrentar tres calibres suizos de tres firmas distintas. La pujante Swiss Technology Production con su STP1-11, quizás de los "swiss made" asequible mejor ajustado que exista hoy en día al alcance de las microfirmas, el ETASA 2824-2 Top, tal vez uno de los mejores calibres fabricados por esta reputada firma, y el Sellita SW200, uno de los que más se utiliza por firmas del segmento medio (lo podemos encontrar en Sinn, Oris y algunas otras...).

En esta comparativa vamos a evaluar exclusivamente el rendimiento por lo que se refiere a precisión y en este aspecto tendréis que fiaros de mi palabra. No vamos a entrar en la calidad de acabados y materiales empleados (en este aspecto estoy casi seguro de que el ETASA 2824-2 Top está un paso por delante).



Sellita SW-200


ETASA 2824-2


STP1_11



Los datos de precisión que aportan los tres calibres están muy próximos entre sí. El STP1-11 del Magrette se encuentra en más 6 segundos/día, el ETASA 2824-2 del Crepas en menos 7 segundos/día y el Sellita SW200 del ML en mas 11,5 segundos/día (que posteriormente se han ido moderando, hasta mas 8,5 segundos/día). 

En líneas generales, no tratándose de calibres con certificación COSC, se comportan tal y como se espera de ellos. El SW200 vino un poco "hiperactivo" pero como os comento el uso diario lo ha ido ajustando a parámetros razonables. El ETASA 2824-2 Top, dada la calidad de sus componentes, tal vez pudiera rendir algo mejor. Y para el STP1-11 supone todo un logro poder medirse de tú a tú con los otros dos. La decisión es un empate a tres bandas y dos puntos cada uno.


3- El lumen.

Sin duda un aspecto importante cuando se analiza cualquier diver es su comportamiento en cuanto a legibilidad en condiciones de ausencia de luz ambiente. Ello depende básicamente de la potencia y calidad del lumen aplicado a marcadores, juego de agujas y eventualmente elementos del bisel.





En la imagen previa se aprecia el aspecto del lumen de los tres relojes a plena carga, justo después de su exposición a una intensa fuente de luz. El Cayman utiliza SuperLuminova C1, mientras que el Magrette y el ML emplean C3.

A plena carga el comportamiento de los tres es excelente. Pero como bien sabéis, lo más interesante viene después, tras minutos u horas, en los que la intensidad decae progresivamente. Por no alargar la entrada no he añadido imágenes comparativas en intervalos sucesivos pero puedo asegurar que el mejor comportamiento en este apartado es el del Magrette MPP Steel. Aunque el rendimiento del ML y del Cayman es bueno, permitiendo su lectura casi independientemente del tiempo transcurrido tras la carga, el del Magrette es aún mejor, sensiblemente más intenso y prolongado. 

En este aspecto serán 3 puntos para el MPP Steel y 1 punto, a partes iguales, para ML y Cayman (no encuentro diferencias en este aspecto entre ambos y claramente rinden menos que el neozelandés).


4- La caja y sus acabados.

La calidad del mecanizado de la caja y bisel de cualquier reloj no es el único parámetro que determina el nivel de acabados, ni mucho menos, pero sí es un aspecto importante a tener en cuenta.

El ML Pontos S Diver recurre a una caja absolutamente original en su diseño, manufacturada por la propia compañía y que combina superficies cepilladas (carruras, en sentido vertical, asas y borde lateral de bisel) y pulidas (presentes en las aristas de las garras y superficie superior del bisel). La textura del cepillado es de intensidad intermedia y su efecto ligeramente satinado, mientras que los pulidos son irreprochables.





El Magrette presenta una caja cojín de inspiración Panerai, completamente cepillada en todas sus superficies, incluido también el bisel (excepto su grip). La intensidad del cepillado es algo mayor que en el caso del ML, aunque también ofrece un cierto aspecto satinado. Presenta alguna pequeña arista en la transición entre caja y garras que con un mejor mecanizado de la caja se pudiera haber evitado.





El Cayman presenta una caja totalmente pulida, la más voluminosa de las tres, y la calidad del mecanizado es sobresaliente. Es precisamente este acabado uno de los elementos que más contribuyen a reforzar la capacidad del reloj como pieza "de vestir" a pesar de su enorme altura de caja. En líneas generales la calidad percibida en cuanto al tratamiento de la caja es muy alta.





Aunque la calidad de los acabados de las tres cajas es muy satisfactorio, resulta evidente que por originalidad de diseño y perfección en la textura de los cepillados, la del ML Pontos S Diver se encuentra un paso por delante. Se trata de una caja manufactura, de diseño propio y no suministrada por cajistas externos, que se beneficia del buen saber hacer de la firma helvética. A continuación se colocaría la caja del Cayman, irreprochable en su acabado todo pulido y cerraría el grupo el Magrette, con un buen mecanizado general pero mejorable en las transiciones caja/garras. 

Por tanto, en este apartado, ML tres puntos, Cayman 2 puntos, MPP Steel 1 punto.


5- Sobre muñeca.

Buena parte de la satisfacción que se siente al vestir un reloj viene determinada por la sensación que causa sobre muñeca. Básicamente su comodidad y adaptación a ella. Parece un asunto menor, pero no lo es...

El Magrette MPP Steel es un diver voluminoso, no tanto como el Cayman, pero ciertamente se hace sentir sobre muñeca. Resulta algo más pesado que el ML y en general se adapta bastante bien, resultando cómodo en su uso diario. 





El Cayman es el más penalizado en este aspecto, básicamente debido a la imponente altura de caja. Es el más pesado y el que más se hace notar, tendiendo al cabeceo. Uno de los aspectos más criticados de este modelo y por el cual no pocos aficionados acabaron por no adaptarse al reloj (ciertamente, no en mi caso...).





El ML Pontos S Diver es el más contenido de los tres, a pesar de sus generosos 43 mm de diámetro de caja. Se adapta como un guante a la muñeca, al menos en mi unidad dotada de correa de caucho. Es algo más ligero y su comportamiento es, en este aspecto, excelente.





Así que, aunque Magrette y ML están próximos, he de reconocer que el más satisfactorio del grupo en cuanto a uso en muñeca es el segundo. Algo más ligero, algo menos voluminoso (aunque sin hacerse pequeño visualmente) y con la caja de menor altura. Por tanto, a la cabeza, con tres puntos, seguido del Magrette, con dos puntos y cerrando el Cayman, penalizado por la altura de su caja (1 punto).


6- Arriba y abajo.

En este apartado vamos a analizar los cristales zafiro y las tapas posteriores, por separado. 

El cristal es un elemento importante, sobre todo en su comportamiento antirreflejos, que determina en parte la legibilidad del reloj. Y la tapa posterior no deja de ser un elemento importante en cuanto a decoración y estilismo y en ella las firmas se esmeran en aportar elementos (muchas veces grabados) que distinguen al reloj respecto a la competencia.





Resulta fotográficamente complicado demostrar el rendimiento antirreflejo de los correspondientes zafiros, así que nuevamente deberéis fiaros de mis impresiones. Los tres modelos se comportan bien en este aspecto, el Cayman algo penalizado por su cristal de gran curvatura. No obstante, el rendimiento en el caso del ML está un escalón por encima, al punto de que sí puede establecerse una clara diferencia. Cayman y MPP Steel, en mi opinión, están empatados. Serán tres puntos para el Pontos S diver y dos puntos, a partes iguales, para el Crepas y Magrette.





Las tapas posteriores son sobrias en los tres casos y personalmente agradezco la ausencia de los tan habituales motivos marinos grabados (pulpos, escafandras o monstruos de las profundidades me resultan un poco repetitivos). El ML y el Magrette son los más sobrios: logos, nombres de los modelos y algunos datos más. El Cayman es el que aporta un elemento diferenciador: la hélice que constituye el logo de Crepas, realizada sobre zafiro y además tratada con luminova.

Aunque es una opinión subjetiva, por su originalidad, me resulta más satisfactoria la del Crepas, seguida por ML y Magrette. Tres, dos y un punto respectivamente...


7- Otros elementos.

Quedan por analizar otros elementos, básicamente las correspondientes correas, la dotación de los relojes y sus embalajes. Las primeras, directamente, no son comparables. El Magrette está acompañado en las imágenes que veis por una correa de piel de tiburón de Jacobstraps, aftermarket. El Cayman calza un brazalete metálico en grano de arroz, de serie. Y el ML se adquirió con un caucho (por cierto de gran calidad).

Con ser importantes, los correspondientes embalajes los considero elementos externos a los propios relojes que no deberían computar.

Y las dotaciones... pues me ofrecían más dudas. El ML venía exclusivamente con el caucho comentado (uno de los de mejor diseño y calidad que haya tenido ocasión de probar), libreto de instrucciones y tarjeta de garantía. El Cayman y el MPP Steel aportaban varios elementos bastante heterogéneos que me resultaba complicado comparar.


8- El (esperado) veredicto.


Los tres relojes son, ante todo, tres piezas muy satisfactorias. Quizás los tres divers que mejores impresiones me han causado de los que he tenido oportunidad de testar (fuera aparte, lógicamente, de algún contacto desgraciadamente breve con Rolex, Breitling, Omega...).





Pero el objetivo de la comparativa era establecer un orden en función del análisis de diferentes aspectos relevantes. Así que no queda otra que sumar...

En concreto, el ML se impone en los apartados de caja/acabados, comportamiento sobre muñeca y rendimiento de su cristal zafiro. El Cayman obtiene las mejores puntuaciones en dial/bisel y diseño de la tapa posterior. El MPP Steel alcanza la máxima valoración en rendimiento del lumen. Los tres relojes empatan en lo referido al ajuste del calibre. En total, son 16 puntos de 21 posibles para el ML Pontos S Diver, 14 de 21 posibles para el Crepas Cayman y 11 de 21 posibles para el Magrette Moana Pacific Professional Steel...






9- Unas conclusiones finales...


En cierto modo y después de bastante trabajo, se cumple con la lógica. No en vano, el Maurice Lacroix Pontos S Diver es un reloj encuadrado, no sólo por precio, sino también por su buen tono general en cuanto a acabados, dentro de un segmento superior. 

No obstante, es preciso hacer algunas puntualizaciones. La primera, la ausencia de diferencias abismales, sobre todo con el segundo clasificado, el Crepas Cayman. Ello no sería ciertamente importante si no fuera porque el precio de tarifa del ML triplica ampliamente el que en su día marcaba el Cayman (y quintuplica holgadamente el del Magrette...).





De modo que, como conclusión final, bien puedo hacer constar la escasa distancia, por lo que refiere a calidad de acabados, sensaciones sobre muñeca y satisfacción general que en algunos casos puede separar a las firmas del segmento medio con determinados modelos (especialmente afortunados, digamos "redondos") fabricados por determinadas microfirmas...




Como siempre, os recuerdo que si Tiempo Dinámico os resulta de ayuda, sólo tenéis que suscribiros al blog para recibir aviso inmediato de la publicación de cada nueva entrada.




Comentarios

  1. A mi me encanta el Magrette. Por el precio que tiene me parece un gran reloj. El ML es superior en muchos aspectos ( y en la muñeca luce espectacular), aunque sin ensombrecer a los otros dos. El caimán es solo apto para gigantes, a mi me hundiría hasta el fondo del océano. Gran artículo, felicidades.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Gracias Mikel! La verdad es que los tres son muy satisfactorios.

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares

CINCO DE LOS MEJORES RELOJES DIVERS POR DEBAJO DE 1.200 EUROS. PREPARÁNDONOS PARA EL VERANO.

RELOJES QUE LUCEN COMO ANTORCHAS

LONGINES HYDROCONQUEST 2018 (SOLO HORA).