CHRISTOPHER WARD C9 MOONPHASE.






No es muy habitual que revisemos en el blog un reloj con complicación de fases lunares, ni tampoco que excedamos el límite de 1k euros. En esta ocasión ambas costumbres quedan a un lado, para presentaros un reloj muy elaborado que habla del esfuerzo y el cuidado que la firma Christopher Ward está dedicando a sus últimos modelos.

Aunque pudieramos considerar las fases lunares como una complicación "menor" (no por complejidad técnica, sino más bien en el interés de los aficionados), lo cierto es que este tipo de relojes ofrecen por lo general un aspecto clásico, elegante y sofisticado muy peculiar. Si recordáis, el último que revisamos en el blog fue el Certina DS8 y en esta entrada vamos a prestar atención al C9 Moonphase, tanto o más elegante que el termocompensado del Grupo Swatch (eso sí, también sensiblemente más caro).





Sin lugar a dudas, lo primero que capta el ojo a posarse sobre las fotografías del modelo, es la enorme luna (plateada o dorada, según el color del dial y marcadores) que se asoma majestuosa a la enorme ventana del dial  que ocupa prácticamente la mitad superior del espacio situado por dentro de los marcadores horarios.

Sin duda es la seña de identidad del reloj, con sus generosas dimensiones y su superficie rugosa en 3D, y navega por encima del resto del dial, que ofrece un acabado guilloché espiral muy elaborado, que podéis apreciar con detalle en la imagen inferior.




Manteniendo el conjunto clásico observamos los marcadores del dial, aplicados y en acero u oro, todos de la misma longitud incluidos los situados a las 12-3 y 9 (en números romanos) y el juego de agujas pulidas en níquel (sin luminova), todos ellos siempre en el mismo color que la esfera que representa la luna (plata para el dial azul, oro para el dial blanco). Un discreto fechador circular a las 6, muy poco intrusivo y con fondo a juego con el dial, y un carril de minutería externo y discreto completan un conjunto muy equilibrado.

La caja, de 40 mm de diámetro, no podía ir a la zaga de tan elaborada esfera, y presenta un bisel y superficie superior de garras con pulido de alta calidad, con la carrura cepillada y una corona muy trabajada, con el logo de la firma en su superficie.





El reloj está disponible con correa de piel, pero también con brazalete metálico si deseamos que su aspecto sea un poco más deportivo. Todas sus características técnicas se enumeran a continuación.



  • 25 jewel, 128 year moonphase complication by Johannes Jahnke - JJ04
  • Modified in Switzerland from ETA 2836-2 by Johannes Jahnke and his team
  • Self-winding movement with 38 hour power reserve
  • Date display at 6 o'clock
  • Central hour, minute and second hands
  • Stop-second hacking mechanism
  • Large moonphase disc with 3-dimensional deep-stamped moon in nickel finish
  • One-piece metal dial with tidal pattern guilloche, raised indexes and nickel finish hands
  • Hand finished, surgical grade, stainless steel case and crown
  • Museum-grade sapphire crystal with AR08 anti-reflective coating
  • Screw-down transparent case back
  • Embossed alligator pattern Italian leather strap with Bader Deployment
  • Luxury presentation case and owner's handbook.

  • Diameter: 40mm
  • Height: 13.3mm
  • Calibre: JJ04 - modified ETA 2836-2
  • Vibrations: 28.800 vph
  • Case: 316L stainless steel
  • Water resistance: 5 bar
  • Strap width: 20mm






Sin duda, el elemento técnico que más destaca es el calibre ETASA 2836-2 que ha precisado ser modificado por el maestro relojero Johannes Jahnke, quién, como recoge la publicidad de la firma, tuvo que añadir dos sistemas de engranajes que incorporaban cuatro ruedas para impulsar el disco lunar, y otras dos ruedas para el mecanismo de ajuste.
El resultado es un movimiento suave y continuo del disco lunar, sincrónico con los minutos y las horas y en ausencia de cualquier tipo de "salto" diario.





El reloj ya puede ser reservado en la página web de la compañía, a un precio de 1295 libras esterlinas (correa de piel) y 1395 libras (brazalete metálico) y se estima que podrá estar disponible a mediados del próximo mes de Noviembre. 





DATOS RELEVANTES:

Marca: Christopher Ward (http://www.christopherward.co.uk/)

Modelo: C9 Moonphase.

Precio: 1295 libras (correa de piel), 1395 libras (brazalete metálico)

¿Futura compra, de 0 a 10?:

"Buena opción para": quien busque un fases lunares automático relativamente asequible, muy elaborado en sus acabados y estéticamente sobresaliente

Puntos fuertes: sin duda el aspecto estético, con su gran luna en 3D en el cuadrante superior del dial, es uno de los puntos fuertes del reloj. Acabados muy cuidados y calibre modificado completan un conjunto cuyo precio, lógicamente, asciende por encima de lo que solemos manejar en el blog.

Puntos débiles: posiblemente la competencia, en ese nivel de precio, de otras firmas también muy solventes, como por ejemplo Frederique Constant.


 

Como siempre, os recuerdo que si Tiempo Dinámico os resulta de ayuda, sólo tenéis que suscribiros al blog para recibir aviso inmediato de la publicación de cada nueva entrada.
En el lateral derecho de la página general encontraréis el desplegable con los botones "+1" y "subscribe".

 

Comentarios

Entradas populares

CINCO DE LOS MEJORES RELOJES DIVERS POR DEBAJO DE 1.200 EUROS. PREPARÁNDONOS PARA EL VERANO.

RELOJES QUE LUCEN COMO ANTORCHAS

CREPAS TORNADO. REVISION E IMPRESIONES.