RADO GREEN HORSE DAYMASTER.

 

Aunque si no recuerdo mal no le he dedicado una entrada específica en el blog al Rado Golden Horse reeditado recientemente, sí considero que es uno de esos relojes que bien merece la pena tener en cuenta cuando estemos pensando en adquirir un modelo con aspecto vintage y extremadamente elegante sobre muñeca.

Claro, que también existe la opción de sondear el mercado de segunda mano y tratar de conseguir el modelo original (o al menos una de sus versiones). Y este es el caso que os traigo hoy para que pasemos un rato aprendiendo algo más acerca de la firma y del modelo en cuestión.




No es precisamente Rado una de las firmas sobre la que más se haya escrito, o de la que más información se encuentre disponible. Muy al contrario, hoy pertenece al Grupo Swatch, y aunque hace décadas era una firma independiente y de tradición familiar que fabricaba relojes con diseños y características técnicas extremadamente solventes, poco o muy poco de su historia se conservó al cambiar de manos.

Después de la crisis del cuarzo (e incluso antes) experimentó con diseños singulares y materiales quizás no aptos para todos los públicos, pero de un tiempo a esta parte, afortunadamente y como tantas otras firmas, trata de recuperar sus señas de identidad a través de la reedición de modelos de su catálogo de los años sesenta, como es el caso del Golden Horse y del Captain Cook.




Originalmente fundada en 1917 por los hermanos Schlup con el nombre de su propio apellido, en 1957 pasó a manos de Paul Luthi, quien escaló en el organigrama jerárquico de la firma tras contraer matrimonio con una de las hermanas Schlup. Ese mismo año cambió el nombre de la compañía por el actual Rado. A la postre, Luthi fue quien dio cuerpo y sentido a la firma, dado que Schlup & Co simplemente producía elementos y movimientos para terceros, sin ningún tipo de marca o firma, completamente anónimos. Luthi cambiaría esa línea de negocio, decidiendo comercializar relojes completos, inicialmente bajo el nombre de "Exacto" y, tras encontrar problemas de propiedad de dicho nombre en EEUU, con su actual denominación: Rado. 

Además, expandió el negocio hacia mercados menos habituales para las firmas suizas, como América del Sur, Hong Kong y Japón. Probablemente gozaba de un agudo sentido comercial y ofreció relojes solventes de gama media allí donde demostraban escaso interés competidores suizos con más fama y nombre y que preferían los mercados de Europa y Norteamerica. En cierto modo me recuerda mucho a otra firma: Titoni.






Los primeros Rado con tal nombre fueron los integrantes de la serie Starliner. Hacia 1958, la firma había cosechado cierto éxito y reconocimiento en Asia y su segunda serie, los icónicos Horse, llevarían tal denominación debido a que en Asia los caballitos de mar eran (y son) signos de buena suerte. La serie Horse estuvo integrada por al menos cuatro familias principales: Purple, Green, Golden y Silver, sin que necesariamente la distinción entre ellas radicase en la calidad de los modelos. Sí es cierto que los Green Horse fueron los primeros en comercializarse, en 1958.




De entre todos los Green Horse, quizás los más escasos por su limitado número de unidades comercializadas fueron los Daymaster. Algunas fuentes afirman que entre 1962 y 1968 se fabricaron quinientos de aquellos relojes con calibre Felsa 4009 de 30 rubís, y otros cuatro mil quinientos con movimiento A. Schild de 25 joyas. La unidad que se muestra en la entrada es una de las primeras citadas.

El reloj, con una esfera algo más recargada que el resto de la serie Horse a consecuencia de la ventana del día de semana a las seis, tiene un diámetro de caja de 35 mm. En algún momento en los primeros años sesenta, Luthi decidió incorporar el característico logo del ancla flotante en los relojes de su compañía, y como se ve este Daymaster lo luce orgulloso a las 12.




Como también muestra, en su tapa trasera ciega, otra de las señas de identidad de los Rado deportivos: el logo grabado de dos (en algunos modelos tres) caballitos de mar o hippocampus. Por cierto, esta tapa utiliza un sistema de sellado respecto al resto de la caja bastante peculiar, mediante un sistema de bayonetas que permiten su apertura y cierre simplemente con un cuarto (o menos) de vuelta. Si os fijáis la propia tapa muestra una inscripción: "to open" y una flecha contigua para guiar el sentido de la apertura.

Parece poca cosa dicho sistema, pero sella el reloj hasta 12 atmósferas, 120 metros, más que considerables si tenemos en cuenta la época de fabricación del reloj.




Como se aprecia en la imagen previa, efectivamente la esfera del Daymaster es más prolija en elementos que la de los Horse con sólo ventana de fechador, aunque sin perder su equilibrio estético. El logo de ambos hippocampus contrapuestos se desplaza desde las seis a las nueve, para dejar espacio a la segunda ventana con el día de la semana. En la unidad que os muestro, el dial color champagne con muy discreto efecto sunburst, muestra leves defectos debidos al paso de los años. Estamos hablando de unos sesenta años, que no son pocos... 

El calibre que dota al reloj es un Felsa 4009 de 30 joyas, automático y presenta el aspecto que se muestra en la siguiente fotografía:




Como resumen final, puedo afirmar que sin duda hay en el mercado de segunda mano unos cuantos Rado Green Horse, algunos aún en mejores condiciones de conservación que la unidad que os muestro, por una fracción de precio que el modelo actual y que representan una excelente alternativa de compra. 

No busquéis un ajuste de marcha perfecto ni la ausencia de signos externos de uso, puesto que se trata de relojes de más de seis décadas, pero quizás precisamente ese sea uno de sus encantos...






Manteneos seguros, cumplid las normas sanitarias, usad siempre mascarilla en los espacios públicos, respetad la distancia de seguridad y sed escrupulosos en el lavado frecuente de manos. Es por vuestra salud y por la de los demás.


Comentarios

  1. Què interesante historia detràs de ese modelo! Gracias por tu investigaciòn.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No hay mucho escrito acerca de Rado pero sí lo suficiente como para hacerse una idea general. Os adjunto un enlace donde podréis encontar bastantes datos interesantes:
      https://www.equationoftime.com/forums/forum/equation-of-time-forums/rado-discussion-forum/7497-bruce-shawkey-s-rado-history-article?7323-Bruce-Shawkey-s-Rado-History-Article=
      Saludos.

      Eliminar
  2. tengo uno y me enseñaron a cambiar la fecha, pero se me olvido, sabes donde puedo encontrar un tutorial

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues precisamente yo ando igual. Entiendo que no tiene cambio de fecha rápido, pero estoy en tu misma situación. Además este trae día d ela semana, en ventana aparte y si te digo la verdad no tengo idea de como cambiar fecha y día d ela semana...

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares

RELOJES QUE LUCEN COMO ANTORCHAS

SEIKO 6139-6002. EL PRIMER CRONÓGRAFO AUTOMÁTICO EN EL ESPACIO.

ORIENT KAMASU.