"MARSWATCH": EL PRIMER RELOJ SOBRE LA SUPERFICIE DE MARTE.

 

Debo confesar que las imágenes difundidas hace unas horas por la NASA, en las que se observa al aterrizaje (¿amartizaje?) del rover Perseverance en la superficie del planeta rojo me han causado gran impresión.

Ello me ha llevado a preguntarme acerca de cual podría ser, o al menos qué características deberÍa tener, el primer reloj que acompañe a una más que probable futura misión tripulada a Marte. Todos conocemos la historia del Omega Speedmaster, pero hay una aventura aún pendiente que sin duda la haría palidecer. ¿Qué sabemos acerca de un hipotético "Marswatch"?




Por lo pronto, que el interés de la industria por colocar un reloj allí será enorme, y la presión de las firmas, brutal. Si simplemente para hacer aparecer un reloj en la muñeca de Matt Damon en la película "The Martian" existe interés, imaginad lo que significará poder grabar en la tapa de cualquier reloj, el que sea, la leyenda: "First Watch Worn on Mars".

Una fuente de ingresos casi eterna, un éxito comercial sin parangón en el mundo de la relojería y un enorme prestigio. Pero, para alcanzar ese logro, habrá que resolver antes interrogantes de todo tipo y problemas técnicos variopintos. Por no hablar del punto primero: ¿se necesita realmente un reloj de muñeca para la tripulación?

 



Quizás por inercia muchos consideran altamente probable que, de nuevo, sea Omega quien "cace la pieza", aunque sólo sea por tradición y experiencia. Si no estoy equivocado, a día de hoy el único reloj certificado por la NASA para las misiones espaciales tripuladas es el Speedmaster "Moonwatch". Pero el interrogante es si un reloj de carga manual y calibre mecánico es lo más apropiado para una misión espacial que pueda durar meses... o años.

No cabe duda de que Omega dispone de buenas cartas en esta partida, por ejemplo el Speedmaster X33, con calibre de cuarzo termocompensado Omega 5619 y certificado por la Agencia Espacial Europea. Pudiera ser... pero yo me inclino a pensar que la NASA (o la organización responsable) procederá a la apertura de un nuevo concurso de selección, igual que aquel que finalizó, en 1965, con la designación del Speedmaster para las misiones tripuladas y que ha resultado ser suficiente para escribir capítulos de libros y miles de páginas en internet.




¿Porqué? Bueno, hay algunas condiciones decisivas. La duración de la misión (meses, quizás años, y no días). El astronómico precio de desplazar un gramo de peso a Marte y devolverlo a la Tierra. Las duración de un día en el planeta rojo. Las condiciones en la superficie, que se resumen en casi ausencia de atmósfera, la presencia masiva de CO2, la intensa radiación solar y las frecuentes tormentas de polvo. Sólo son unas pocas y seguro que existen decenas, centenares más. Justifican casi sin lugar a dudas un nuevo proceso de selección (si se considera necesario finalmente un reloj en la muñeca de los astronautas).




Meses, años de misión... ¿Qué reloj asegura un funcionamiento regular, preciso y confiable durante ese tiempo? Sin duda muchos pero, por poner un ejemplo, id descartando relojes de carga solar. Durante un viaje de meses no se expondrá a otra fuente de luz que no sea la procedente de la propia iluminación de la nave espacial... y con seguridad va a ser escasa. Mantener en funcionamiento los sistemas de la nave en un periodo de meses precisará una enorme cantidad de energía y seguramente la luz ambiental se reducirá a lo imprescindible...




Si damos por buena esta premisa nos quedan tres opciones. Mecánico de carga manual, mecánico automático o cuarzo...


La cuestión del peso... En algún sitio leí que, respecto al peso, las restricciones serían máximas, hasta el punto de evitar que los cepillos de dientes de los astronautas tuviesen un mango demasiado largo. No sólo es cuestión de llegar allí, sino también de salir de allí y enviar al espacio cualquier masa desde un lugar, como Marte, donde los recursos son limitados (incluido el combustible) es un asunto realmente complejo.

Por tanto casi con seguridad todos los instrumentos deberán ser extremadamente ligeros. Titanio mejor que acero, resinas mejor que titanio...




La duración de un día en Marte... no es exactamente la misma que aquí en la tierra. Los días marcianos se miden en "soles" (periodo que transcurre entre dos pasos consecutivos del sol por un meridiano de Marte) y su duración es de 24 horas, 39 minutos y 35,244 segundos. Ello plantea diversos problemas, para cualquier tipo de reloj.

Por lo pronto, sería interesante disponer de una referencia de la hora terrestre y un huso horario independiente par Marte, pero con una "escala" diferente, debido a la diferente duración de los días. Posiblemente una de las pocas aproximaciones serias a este problema (al menos desde la perspectiva del reloj mecánico) procede de una firma minoritaria: la rusa Konstantin Chaykin...




El Mars Conqueror MK3 Fighter puede parecer una extravagancia, pero esconde un trabajo concienzudo y unas cuantas patentes. Es un reloj mecánico automático y muestra, gracias a su calibre modular (base ETA 2893-2 y módulo diseñado y fabricado por la compañía), la hora local en la Tierra, un segundo huso horario en nuestro planeta y, por supuesto, la hora local en Marte.




Una de las patentes comentadas incluye un sistema de ruedas a dos niveles, una de ellas con 109 dientes y la otra con 112, que es en esencia el mecanismo o tren de engranajes que permite hacer la traslación del tiempo terrestre al tiempo marciano de manera mecánica, con una precisión de escasos segundos (una desviación de 2,7 segundos para el tiempo marciano).

El Mars Conqueror MK3 de Konstantyn Chaykin introduce en la discusión un factor tan importante como la posibilidad de determinar la hora de manera síncrona en ambos planetas a través de un calibre mecánico, a pesar de la distinta duración de los días en cada uno de ellos. Pero tiene algunas carencias, por ejemplo, la ausencia de función cronógrafo, algo que ya se demostró extremadamente útil en la misión Apollo XIII...



 

La condiciones en la superficie... Todos conocemos que Marte es un lugar hostil, y en existen factores como la intensa radiación solar (debido a la tenue atmósfera), las variaciones térmicas extremas (con mínimas en el ecuador de -80ºC y máximas de +20ºC) y las relativamente frecuentes y masivas tormentas de polvo.

Por tanto, cualquier instrumento, incluido un reloj, debería estar preparado para soportar estas condiciones, y de ellas quizás la más problemática sea la radiación solar, que pudiera afectar a cualquier dispositivo electrónico (por ejemplo, un reloj de cuarzo).




En resumen, una ingente cantidad de problemas para resolver, incluso filosóficos, acerca de un hipotético "Marswatch". Aunque algunos puntos tengo claros. Dudo que la NASA (u organización similar responsable) prescinda de un instrumento independiente de cualquier fuente de energía que sirva como "backup" para poder medir el tiempo de manera fiable y precisa en caso de presentarse problemas graves (y eso sólo lo puede asegurar un reloj mecánico). Y, por otro lado, dudo que ahora mismo esa organización disponga de un reloj certificado capaz de enfrentarse a los retos descritos, lo que muy probablemente conlleve la apertura de un nuevo proceso de selección... 

Un tema tan interesante como para sentarse con un cubo de palomitas y ver cómo se desarrolla...






Manteneos seguros, cumplid las normas sanitarias, usad siempre mascarilla en los espacios públicos, respetad la distancia de seguridad y sed escrupulosos en el lavado frecuente de manos. Es por vuestra salud y por la de los demás.

Comentarios

  1. Je, je, je, je, ........ otra vez los rusos van por delante!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ir por delante está bien, pero lo que cuenta (además de participar jeje) es llegar primero. Como decía en la entrada, mi opinión es que, de llegar a existir un "Marswatch", probablemente aún no ha sido fabricado (pero tal vez sí pueda estar trabajándose en ello).

      Eliminar
  2. Yendo a lo seguro, un Casio G-Shock como el DW-5600E con las siguientes mejoras:

    - Cristal de zafiro.
    - Carga solar con tecnología 'Tough Solar'.
    - Indicación del nivel de carga de la batería.

    Una mejora adicional podría que el modulo utilizase un cuarzo termocompensado. No sé si sería tan necesario dado que, tirando por lo alto, este reloj pierde o gana unos 30 segundos por mes (terrestre).

    El Casio DW-5600E ya tiene mucho ganado, de hecho es uno de los relojes que la NASA recomienda utilizar a sus astronautas en misiones espaciales (https://bit.ly/2ZZRI0l).

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El G Shock está en todas las quinielas, está claro. Sin embargo, una de mis dudas mientras escribía el post era cuanto de bien (o mal) se llevaría cualquier reloj no mecánico (solar o cuarzo) con la intensa radiación solar EN LA SUPERFICIE de Marte (la verdad es que no fui capaz de encontrar demasiada información acerca del asunto). Un modelo de estas características probablemente se comportase muy bien DURANTE el viaje, a bordo de la nave (si es solar, siempre que exista sufieciente intensidad de luz, como comentaba). Pero mis dudas surgen sobre todo con los paseos marcianos. Mi impresión es que en ese medio, un reloj mecánico pudiera ser más confiable. Y de hecho algo así sospecha la NASA, dado que no ha certificado ningún otro reloj para actividades extravehiculares que no sea el Speedmaster (creo). Excelente aportación. ¡Gracias!

      Eliminar
    2. A mí me cuesta ver que la radiación solar - por lo demás, menor que en el planeta Tierra - fuese un problema para un reloj, digital o analógico.

      Si hablamos de la radiación cósmica [1], sí es una fuente de problemas. Ésta es mucho mayor en Marte que en el planete Tierra. Y mayor que en Marte lo es en el espacio que hay entre planetas. Si el Casio DW-5600E ha soportado esos niveles de radiación cósmica en misiones espaciales, creo que debería soportarlo en la superficie del planeta Marte sin problema.

      De todas formas habría que verlo con detenimiento. La radiación cósmica afecta negativamente a los dispositivos electrónicos en general, sobre todo cuando el nivel de miniaturización y la frecuencia de trabajo son elevadas [2].

      En mi opinión, la baja frecuencia de trabajo de un reloj de cuarzo - típicamente 32768 Hz - es un buen punto de partida para ver un Casio DW-5600E en Marte.

      [1] https://en.wikipedia.org/wiki/Cosmic_ray

      [2] https://arstechnica.com/science/2019/11/space-grade-cpus-how-do-you-send-more-computing-power-into-space/

      Eliminar
    3. Gracias nuevamente por las aportaciones. Creo que muchos aficionados estarían felices de que el primer reloj sobre Marte fuese un Casio G Shock. Como quiera que parece que esto coge velocidad, no dudo que Casio estará vivamente interesada en formar parte de la expedición. Y con ella, otras muchas firmas, que posiblemente ya estén trabajando en resolver los retos técnicos que pueda plantear la NASA o cualquiera otra con el objeto de certificar el reloj destinado a llegar en primer lugar a la superficie del planeta rojo.

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares

RELOJES QUE LUCEN COMO ANTORCHAS

SEIKO 6139-6002. EL PRIMER CRONÓGRAFO AUTOMÁTICO EN EL ESPACIO.

ORIENT KAMASU.