ALPINA STARTIMER VS GLYCINE AIRPILOT.


No quedan demasiadas compañías suizas que mantengan en sus catálogos cronos de piloto con calibre de cuarzo. Breitling se retiró hace un tiempo de ese nicho y quedan unas pocas como Alpina y Glycine (que protagonizan esta entrada), Hamilton, algunas japonesas como Citizen y Seiko y alemanas, por ejemplo Laco. 

Si no estoy equivocado, en la actualidad no hay ninguna que ofrezca un pilot con cuarzo termocompensado (una lástima). Y de las que hay, sin duda los diseños del Alpina Startimer y el Glycine Airpilot son los que más me agradan, y es por ello que me pareció buena idea enfrentarlos en esta comparativa. Ya os adelanto que yo no tengo un claro vencedor...




Una primera diferencia podemos encontrarla en el diámetro de caja. El Glycine es el más voluminoso, con 44 mm de diámetro, frente a los 41 mm del Alpina. En este caso, me quedo con el primero por varias razones. 44 mm permiten una esfera más grande, y ello siempre redunda en la claridad de la información.

Implica subesferas más grandes y numerales de mayor tamaño, lo que facilita la legibilidad (una de las características de cualquier buen reloj de aviador). Eso sí, si vuestra muñeca es más bien pequeña. el Alpina Startimer se adaptará mucho mejor a ella y os sentiréis más cómodos.






Otra diferencia sustancial es el esquema del dial. El Glycine es un crono de los denominados "compur" o "uni-compax" si atendemos a la denominación que Universal Geneve aplicó a los cronógrafos. Sin embargo, en el argot de los aficionados, diríamos que el un bicómpax (dos subesferas) con una disposición menos habitual (a las 12 y a las 6).

El Alpina es un crono del tipo "cómpax" según la denominación de UG, o también "tricómpax" en el argot de la afición (tres subesferas) de disposición clásica (a las 3, 6 y 9). Si queréis una explicación más precisa acerca de las denominaciones de los cronografos, os adjunto un enlace a otra entrada del blog al final de este post.






Una tercera característica de ambos relojes es su peculiar fechador. El del Alpina es un gran fechador de doble dígito y ventana a las seis, un poco intrusivo sobre la subesfera de la misma ubicación, pero de gran legibilidad.

El Glycine trae el fechador a las 9, con una ventana de segmento de arco que permite visualizar tres fechas, la del día actual centrada y señalada con un triángulo sobre la esfera. 

¿Cuál prefiero? Quizás la doble fecha de gran tamaño del Alpina, más que nada por su facilidad de lectura...









Cuarta diferencia: biseles. El Startimer viene con bisel rotatorio ¿bidireccional? que añade alguna función más al reloj, básicamente la opción de controlar una cuenta de minutos regresiva jugando con la minutera y el triángulo del bisel.

El Glycine es más clásico y su bisel en este caso el fijo. Como veis, las cajas y biseles de ambos relojes son completamente cepilladas, evitando cualquier tipo de brillo, como buenos relojes herramienta.






¿Acabados? Pues difícil emitir una opinión sin tener ambos relojes en la mano, pero sospecho que más que dignos para el segmento de precios en el que nos movemos. Tanto Alpina como Glycine ponen especial cuidado en este aspecto. 

Tal vez el Startimer esté un pasito por delante, pero simplemente es una opinión personal.






En cuanto a legibilidad (un factor a tener muy en cuenta en un pilot) da la impresión de que el Glycine se aprovecha de su mayor diámetro de esfera, dando espacio para unos marcdores horarios de doble dígito más grandes, si bien no parece existir demasiada diferencia de diámetro entre las subesferas de uno y otro reloj.

Ambos modelos son sumergibles hasta 10 atmósferas de presión, vienen con cristal zafiro con tratamiento antirreflejos y en ambos casos hay diversidad de colores de esfera, materiales de caja (PVD, gold plated, acero...) si bien las opciones son más numerosas en el caso del Airpilot.









Aunque, si me pedís una opinión, mis elecciones serían las tres últimas imágenes: los nuevos Airpilot con dial blanco/numerales negros o crema/numerales azules y el Startimer con esfera azul petróleo.

¿Precios? Casi idénticos en las respectivas páginas web: 950 euros (correa de piel) o 1.050 euros (brazatete metálico) para el Startimer y 1.000 francos suizos (indistintamente con piel o brazalete metálico) en el caso del Airpilot (si bien existe una página web de Glycine entiendo que oficial para Europa que hace suculentos descuentos sobre este precio).






Hasta aquí la comparativa. ¿Con cuál de ellos os quedáis?









 

Comentarios

Entradas populares

CREPAS MAGNUM OPUS.

MECA-QUARTZ WATCHES. LOS HIBRIDOS DESCONOCIDOS.

SEIKO 6139-6002. EL PRIMER CRONÓGRAFO AUTOMÁTICO EN EL ESPACIO.